A quiénes pueden interesar sus servicios

A personas, grupos, comunidades que requieran de valoraciones, informes o peritajes sociales con el fin último de evitar el deterioro de sus condiciones de vida, de su bienestar psicosocial y de su dignidad como afectados-víctimas; así como a instituciones y profesionales vinculados:

  • Personas afectadas por accidentes de todo tipo (laborales, de tráfico, deportivos, etc.).
  • Personas afectadas de enfermedades relevantes (demencia, cáncer, esclerosis, cardiopatía, psicosis, etc.)
  • Personas víctimas de situaciones violentas (agresiones, violaciones, terrorismo, acoso, etc.)
  • Profesionales vinculados al ámbito judicial: fiscales, abogados, jueces, médicos forenses, equipos psicosociales forenses, policía judicial y científica, etc.
  • Profesionales de distintas especialidades sanitarias (salud mental, geriatría, logopedia, enfermería, medicina de familia, etc.).
  • Equipos multidisciplinares de investigación.
  • Profesionales y voluntarios vinculados a la atención urgente.
  • Profesionales y voluntarios vinculados a los derechos humanos y la cooperación internacional.
  • Cuidadores profesionales y voluntarios.
  • Servicios de Medicina del Trabajo y de Prevención de Riesgos Laborales.
  • Empresas-Gabinetes de Valoración del Daño.
  • Servicios sociales comunitarios y especializados.
  • Servicios sanitarios y sociosanitarios.
  • Institutos de Medicina Legal.
  • Institutos Nacional de la Seguridad Social, Social de la Marina, departamentos autonómicos de Servicios Sociales y de Salud, etc.
  • Comités de Ética-Bioética.
  • Colegios Profesionales de Abogados, de Trabajo Social, de Criminólogos, de Médicos, de Psicólogos, de Enfermería, etc.
  • Departamentos-servicios de Trabajo Social Sanitario, de Trabajo Social Judicial y Forense, de Victimología, equipos psicosociales de diversas instancias, etc.
  • Departamentos universitarios de Trabajo Social, Criminología, Psicología, Medicina Legal, Sociología, Derecho, Salud Pública, Psiquiatría, Bioética, etc.
  • Mutuas Colaboradoras de la Seguridad Social (accidentes de trabajo y enfermedad profesional).
  • Compañías de Seguros.
  • Asociaciones vinculadas a personas enfermas y/o discapacitadas y sus familiares.
  • Asociaciones de víctimas de accidentes y catástrofes.
  • Asociaciones de personas afectadas por violencia política (desaparecidos, niños robados, refugiados, etc.).
  • Asociaciones e instituciones de Victimología, Criminología, Trabajo Social Judicial y Forense, Trabajo Social Sanitario, Psicología, Fiscales, Jueces y Magistrados, Psiquiatría, Derechos Humanos, Emergencias, etc.